Tres claves para aumentar tus ventas en línea

Tres claves para aumentar tus ventas en línea

Destacar en mercados cada vez más competitivos pasa por desarrollar diversas estrategias, entre estas, una de las más importantes es tener una gestión correcta de los clientes y esto se logra con un efectivo software CRM.

El comercio electrónico crece vertiginosamente, más aún con la llegada de la pandemia de la Covid-19. El alcance es tal, que prácticamente todos los emprendimientos y empresas que surgen, o los que ya estaban consolidados, han recurrido al ámbito online. Esto genera mercados muy competitivos en los que solo coexistir no es suficiente para tener éxito.

¿Cómo resaltar con una férrea y constante competencia? Hay quienes se inclinan por ofrecer mejores precios para los compradores, sin embargo, esto no es suficiente o no es viable para todas las empresas. A continuación se presentan tres importantes recomendaciones, de las muchas que existen, para aumentar las ventas en línea.

Contar con un software CRM

Uno de los aspectos más importantes en lo que se refiere al comercio electrónico es la correcta gestión de las relaciones con los clientes (CRM), de hecho, muchas personas consideran esto como la base de una adecuada estrategia de marketing. Esto es un asunto fundamental, sobre todo en la actualidad, ya que existen mercados altamente competitivos, con miles de empresas que venden el mismo producto.

Es aquí que el servicio al cliente puede marcar una gran diferencia, y es el fin de una buena estrategia CRM, que incluye el uso de un software para facilitar la gestión de los clientes, al recopilar, analizar y procesar todos los datos. El resultado: tener una visión 360° sobre cómo la marca se relaciona con los clientes.

En tal sentido, una clave para aumentar las ventas online es contar con un software CRM, un programa que tiene como función principal la gestión de los clientes y todas aquellas actividades relacionadas con la empresa.

El software registra toda la información relacionada con la interacción entre los clientes y la marca: emails, visitas, llamadas o encuestas, lo cual convierte en datos importantes para optimizar las estrategias. Con esto quedan en el pasado las hojas de Excel y otros programas que hacían cada cosa por separado.

Con un programa CRM se pueden crear fichas para cada cliente, las cuales estarán siempre disponibles para todo el equipo de trabajo, aunque se puede limitar la visibilidad. Lo importante es que los datos se pueden gestionar en tiempo real para ajustar oportunamente las estrategias.

Tener un diseño atractivo y ordenado

Si un cliente llega a una tienda física y ve que todo está sucio y desordenado, ¿se quedaría para ver si compra algo?, la respuesta indudablemente es ¡No! Pues así pasa de igual manera para quien visita una tienda online.

Una clave para aumentar las ventas es presentar a los clientes un sitio web con un excelente y atractivo diseño, lo que equivale a una tienda física bien decorada y en orden. 

El usuario permanecerá en una tienda online que sea de fácil navegación, con una interfaz de uso sencilla, con una buena estética y en la que pueda encontrar rápidamente todo lo que busca, y que además, pueda obtener toda la información del producto o servicio que está buscando. Cumplir con todos estos aspectos convertirá la visita de ese potencial cliente en una oportunidad de venta.

Un buen diseño web tiene como resultado una mejor experiencia por parte del usuario, se logra fidelizar una mayor cantidad de clientes, las visitas son más extensas, se genera más tráfico web, puede haber buenas recomendaciones y, seguramente, mayores ventas.

Asegurar un proceso de compra sencillo

Captar al potencial cliente no es suficiente para concretar una venta. Es posible arruinar el proceso cuando el cliente visita la tienda online, selecciona el producto y lo añade al carrito de compra, pero se topa con costes de envío exagerados, deficientes o insuficientes métodos de pago, o que por ejemplo, se le pida al cliente crear una cuenta en el sitio para completar la venta.

En tal sentido, son buenas recomendaciones colocar de manera visible en la página web los costes de envío para evitar sorpresas, aceptar la mayoría de formas de pago para que el cliente no abandone la compra por no tener cómo pagar, siendo las más comunes PayPal y las tarjetas de crédito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: