Consejos para escoger una silla de ruedas ideal

Consejos para escoger una silla de ruedas ideal

Las personas con problemas de movilidad reducida, por la edad, o con problemas asociados a una discapacidad que les impide caminar, necesitan una silla de ruedas. Comprarla no sólo significa buscar el mejor precio y las medidas oportunas, sino que la satisfacción estará ligada a lo precisa que sea dicha búsqueda.

Existen muchas maneras de escoger y comprar silla de ruedas, aparte del precio y las marcas como principal factor. Por ejemplo, las sillas manuales son indicadas para personas con movilidad reducida pero que tienen buen control de la zona superior, mientras que las eléctricas están aconsejadas para aquellas personas que requieren de independencia y control a pesar del problema físico que les aqueja.

No obstante, hay muchos otros consejos válidos para escoger con seguridad una silla de ruedas que brinde una experiencia satisfactoria, que dure mucho tiempo funcionando óptimamente, y que sea del agrado de la persona que la vaya a utilizar, que no es un detalle menor.

Escoger una silla de ruedas manual

Una silla de ruedas manual puede ser recomendable en muchas situaciones. Son ideales para personas que requerirán de ayuda para movilizarse, pero también para aquellas personas que por un tema de presupuesto todavía no puedan plantearse la compra de una silla de ruedas eléctrica.

A pesar de ello, hay excelentes modelos y marcas de silla de ruedas barata en el mercado, por lo que decantarse por una silla de ruedas manual no tiene por qué ser, obligatoriamente, un retroceso en calidad, movilidad y especificaciones.

  • Material del chasis: es uno de los detalles más importantes, después de asegurarte de las medidas y del ancho del asiento. Las sillas de ruedas de acero son las más pesadas y más baratas, pero también las más durables -por su misma robustez-. Sin embargo, el rendimiento óptimo de materiales lo conseguirás con las sillas de ruedas de aluminio, que suelen pesar la mitad de lo que pesa una de acero, y permiten funciones adicionales como ser abatibles o con piezas desmontables, facilitando su uso y almacenamiento.
  • Características de las ruedas traseras: las ruedas pequeñas están diseñadas para que una persona siempre traslade al paciente, mientras que las ruedas grandes permiten que el mismo paciente pueda propulsarse, de ahí que se conozcan como ruedas autopropulsables, sin embargo, no todas las ruedas grandes son iguales. Asegúrate de encontrar un modelo cuyas ruedas tengan un propulsor ergonómico, de material suave pero durable, porque si resulta incómodo o molesto, la insatisfacción será inmediata.
  • Accesorios: prioriza la comodidad siempre. Por eso, elige sillas de ruedas manuales con reposapiés y reposabrazos muy cómodos, de ser posible abatibles o desmontables, para que transferir al paciente hacia la silla de ruedas sea más cómodo. No menos importante es la tapicería y el cojín, que sean antiescaras y antimicrobiano, desde el material hasta su facilidad de limpieza.
silla de ruedas manual

Escoger una silla de ruedas eléctrica

Hasta hace pocos años, pensar en comprar una silla de ruedas eléctrica era algo extraño, por su alto coste y su baja disponibilidad de ofertas. Hoy, muchos fabricantes de larga trayectoria y especialización, ofrecen todo tipo de silla de ruedas eléctrica a excelentes precios, con un gran desempeño en exteriores, mejor maniobrabilidad, baterías de mayor capacidad y más durables en el tiempo.

Para escoger una silla de ruedas eléctrica, además de lo anteriormente comentado, que es válido tanto para sillas manuales como para eléctricas, es necesario considerar lo siguiente:

  • Uso: las sillas de ruedas eléctricas para interiores son más delgadas, más aerodinámicas, más livianas y compactas, pero su batería tiene mucha menos capacidad. En cambio, las sillas eléctricas más grandes, robustas, de ruedas más grandes y baterías de mayor autonomía, están destinadas a un uso exterior.
  • Comodidades: prioriza, nuevamente, la comodidad. Funciones como la basculación o reclinación, incluso desde el mismo mando de control; facilidad de acceso a los controles -de acuerdo a las características y limitaciones físicas del paciente-, ancho de asiento ajustable, iluminación led -necesaria para usarla por la noche o en exteriores, bajo condiciones de luminosidad insuficiente-, pueden figurar en tu lista de especificaciones deseadas.

Una silla de ruedas devuelve independencia y movilidad a aquellas personas que hayan sufrido una enfermedad o que por su edad ya no puedan gozar de ambas cosas. Comprar una buena silla de ruedas es indispensable para que ni la independencia ni la movilidad se vean disminuidas o coartadas por la incomodidad, las funcionalidades insuficientes o un rendimiento inadecuado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: