El placer de utilizar juguetes sexuales

El placer de utilizar juguetes sexuales

Los juguetes sexuales, también denominados juguetes para adultos, son objetos que ofrecen placer durante la práctica de un acto sexual o la masturbación. Algunos incluso tienen usos médicos, como aquellos que ayudan a combatir problemas como la disfunción eréctil. Hay muchos tipos diferentes de este tipo de aparatos y las personas los usan por muchas razones, sin embargo, lo que mantienen en común sus usuarios es su deseo de aumentar la intensidad y el placer en cada relación sexual.

Usar juguetes sexuales para conseguir un mayor placer es algo completamente normal, del mismo modo que también lo es no usarlos. Es una decisión íntima y personal y cada persona es diferente. Son objetos que han sido pensados para ser usados en solitario o en pareja y con el objetivo de pasar un buen rato obteniendo orgasmos más intensos.

En caso de utilizarlos, lo único que hay que considerar es hacerlo de manera segura, tal y como indique el propio fabricante, solo y exclusivamente con la finalidad para la que ha sido diseñado, de este modo resultará placentero y en ningún caso dañino. Los expertos de SexToyEducacion.com sugieren que utilice marcas reconocidas que utilizan materiales de la mejor calidad. Asegúrese de poder aprovechar al máximo su juguete sin ningún riesgo.

¿Por qué se usan los juguetes sexuales?

Los juguetes sexuales se utilizan por muchas razones diferentes, aunque casi todas ellas buscan aumentar el placer sexual. Par algunas personas es un modo más fácil, o el único, de llegar al orgasmo. Algunas veces, estos aparatos se utilizan como complemento a la masturbación, aunque cada día más parejas los utilizan para dinamizar y potenciar sus encuentros íntimos.

Algunas personas que no están conforme con su género los utilizan para afirmar su identidad durante las relaciones sexuales y otras con discapacidad o movilidad limitada lo utilizan para facilitar la masturbación o algunas posturas difíciles de llevar a cabo de otro modo.

Los juguetes sexuales tienen uso eficaz en el tratamiento de algunas terapias para la salud, como puede ser la temida y extendida disfunción eréctil, la disfunción orgásmica (incapacidad de la mujer para alcanzar el orgasmo) así como el trastorno del deseo sexual hipoactivo  o TDSH (falta repetitiva de interés por la actividad sexual).

Sin embargo, independientemente del motivo principal que lleva a probar estos aparatos sexuales, el denominador común de todos sus usuarios es conseguir un mayor placer físico y mental, pudiendo cumplir con sus fantasías eróticas y consiguiendo orgasmos mucho más potentes.

Tipos de juguetes sexuales

Aunque existe una amplia variedad en este mercado en expansión, algunos de los más comunes son los siguientes que se van a citar a continuación.

Los vibradores

Son objetos que, como su propio nombre indica, vibran para estimular los genitales y ofrecer un mayor placer. Es muy habitual utilizarlo sobre las partes más sensibles de la mujer para obtener placer sexual como el clítoris, vulva y vagina. Estos objetos se han diversificado y ahor, también pueden utilizarse sobre las partes erógenas del hombre como son el pene, los testículos o directamente sobre el escroto.
Quedan pocas limitaciones para este aparato que pueden ser usadas sobre cualquier parte del cuerpo de la pareja que le proporcione placer como por ejemplo en el ano, en los pezones… La variedad de tamaños y diseños parece no tener fin, por lo que cualquier persona interesada encontrará aquel que le resulte más interesante y estimulante.

Dildos o consoladores

Son juguetes que también, al igual que los vibradores ofrece una amplia variedad de diseños, texturas, colores, tamaños… Como norma gneeral se utilizan para introducirse en le ano o en la vagina. Es por este motivo que sus diseños se asemejan al que presentan los penes de forma habitual. Aunque, aquellas personas que quieran experimentar con otras formas y diseños también será posible, de hecho algunos diseños poseen cierto grado de inclinación o curvatura, ideal para estimular otras partes erógenas del cuerpo como la próstata en el hombre o el punto G en la mujer.

Juguetes anales

Se utilizan para para introducirlos en el ano y estimularlos. Se necesita de lubricante para utilizarlos de manera segura y deben tener una base ancha para evitar que se vaya hacia dentro y no se pueda sacar sin ayuda de un médico.

Mangas y anillos para el pene

Las mangas tienen forma de tubo, adaptan una gran variedad de texturas, y tamaños. Están diseñados para introducir el pene por su interior. La tecnología ha hecho posible que algunos de ellos puedan succionar y vibrar.

Los anillos, por su parte, tienen la función de cubrir parte del pene o el escroto. Esto se hace con el objetivo de ralentizar la circulación sanguínea por un pene en estado de erección. Es habitual hacer uso de estos objetos para combatir problemas relacionados con la disfunción eréctil, ya que conseguirá relaciones más placenteras para mantener durante más tiempo el pene en erección. Alguno vibra para estimular al propio usuario y a su pareja. No es recomendable su uso por más de 30 minutos, ya que restringe la circulación de la sangre. En cualquier caso, ante cualquier signo de malestar se debe quitar inmediatamente.

Bolas chinas

Las bolas chinas son objetos esféricos, que en un principio fueron utilizados como elemento terapeútico, estas bolas se mantienen unidas unas a la otra mediante una cuerda. Este juguete sirve para ser introducido en la vagina, y como se ha comentado, inicialmente utilizado para llevar a cabo los ejercicios de Kegel que fortalecen y tonifican los músculos pélvicos. En la actualidad se utilizan también para dar placer sin tener muy en cuenta los efectos terapéuticos,. Las bolas de Kegel suelen ser pesadas, de modo que hay que apretar la vagina para que no se caigan. Algunas son huecas y contienen dentro bolas más pequeñas que ruedan y rebotan al moverse, ofreciendo una sensación más placentera. De hecho, para hacer los ejercicios de Kegel no hacen falta bolas chinas y la mayoría de las usuarias las utilizan porque sienten placer al llevarlas.

Arneses sexuales

Se trata de un accesorio utilizado para portar y utilizar con comodidad un juguete sexual como por ejemplo un dildo o un vibrador. La mayoría se usan como la ropa interior, pero otros están adaptados para colocarse en otros lugares, a gusto del usuario. Son muy utilizados por parejas heterosexuales que quieren experimentar con su sexualidad y tener nuevas sensaciones e intercambiar roles, como por aquellos que necesitan reafirmar su identidad sexual al no sentirse plenamente identificados con su cuerpo.

One thought on “El placer de utilizar juguetes sexuales

  1. Me gustó mucho el artículo.
    Es bien cierto que los juguetes hacen que el sexo sea aún más divertido y unen los lazos de la pareja en todos los sentidos.
    Cumplen un gran papel a la hora de echar a volar nuestra imaginación, la clave de las buenas relaciones sexuales.
    Gracias por compartir!
    Saludos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: