Videntes buenas de verdad demostradas por la ciencia.

Videntes buenas de verdad demostradas por la ciencia.

Cuando consultamos con videntes buenas de verdad, es decir, aquellas que destacan por la infinidad de aciertos en su currículum laboral, siempre nos podemos encontrar con aciertos y errores, está dentro de lo posible cuando en lo que nos van a decir entra todo lo que está por llegar. Las sensaciones pueden ser muy diferentes en función de la predicción que nos realicen.

Para muchos todo puede ser parte del azar, pero la videncia es real y fiable siempre que encuentres a las videntes buenas de verdad. Cierto es que la videncia, no puede ser reproducida por un científico en el laboratorio, ni medida, ni pesada, al ser intangible. Es algo que poseen muy pocas personas al nacer y que por eso tiene un carácter extraordinario. A través de foros de tarotistas y videntes podemos conocer a grandes profesionales esotéricos. 

Todo lo comentado anteriormente es la razón por la que la Ciencia desconfía de todo ello, pero a la vez, hay psiquiatras que han investigado sobre la mente y sacan a la luz, lo que se denomina “Las Leyes de la canalización espiritual”. Estas leyes están relacionadas con la capacidad de percepción extrasensorial. Esto se debe a una estructura cerebral que parece que pudiera detectar partículas o señales que se mueven en la línea del tiempo, tanto en el pasado como en el futuro. Es como un órgano sensorial capaz de convertir señales de ese tipo en corrientes nerviosas interpretables por el cerebro.

Las personas que se dedican al distinguido oficio de la adivinación saben que el futuro está escrito pero no es tangible, sólo está en una línea del tiempo que no ha llegado pero que sí lo hará. Por ello, aquellas personas que son capaces de ver todo eso que está por venir, y poseen un número elevado de aciertos, son aquellas que son videntes muy recomendadas en las que se puede confiar por su compromiso con lo real.

¿Qué son las videntes buenas de verdad?

Para cualquier persona principiante en el mundo del tarot, le resultará complicado saber de antemano si una vidente es de gran prestigio o no. La experiencia va dando o quitando la reputación en cualquier oficio, y el tarot es uno más. Es muy importante consultar en foros y webs y sobre todo en nuestro entorno más cercano, es decir, aquellas personas que tras un bache han salido adelante gracias a la cartomancia.

Videntes buenas

Una vidente buena de verdad, es aquella persona que dispone de una capacidad extrasensorial para predecir o intuir el futuro, así como saber mirar en el pasado. Por ello decimos que una vidente buena de verdad posee el don de la clarividencia. Obviamente en un territorio en el que se juega con la confianza de la persona, son muchos falsos videntes los que de alguna u otra forma tratan de ganar dinero y aprovecharse de la debilidad de la persona en un gesto tan impropio como indigno.

La principal diferencia entre una vidente buena de verdad y personas sin escrúpulos y sin ningún don, es la capacidad para decir la verdad, aunque sea duro lo que tengan que decirte.

Estudios que hablan sobre videntes que aciertan el futuro

Aunque parezca increíble, hay países donde el tarot está tan desarrollado que hay multitud de estudios al respecto. La ciencia a través de las vivencias personales, es decir, de estudios estadísticos poblacionales, puede determinar la capacidad que tiene una vidente para predecir el futuro. Dicha predicción de futuro, no puede implicar el acierto del próximo sorteo de lotería, una catástrofe natural concreta u otras acciones similares. La videncia intuye las cosas buenas o malas que pueden pasar en un futuro próximo. Algunas de estas acciones pueden ser, saber si vas a encontrar el amor, poder saber si ese amor que se fue regresará, la llegada de un trabajo, si hay algo malo que le pueda suceder a la familia,… ¿no le gustaría estar preparado para un golpe de mala suerte?. A todos nos gustaría saber que eso va a suceder, pues nos da opciones de estar preparados para ello, más allá de cualquier otro movimiento que hagamos en nuestra vida y tomar decisiones para prevenirlo.

El tarot no puede determinar la fecha u hora exacta en la que va a pasar algo, pero si puede establecer en un intervalo de tiempo lo que va a suceder y esto lo consiguen los videntes reales que aciertan el futuro

¿Cuáles son las videntes buenas de verdad?

Indudablemente, cuando te sumerges en el mundo del tarot, te surgen dudas de saber si vas a consultar con las videntes buenas de verdad. Para facilitar al lector sobre que videntes son buenas de verdad, hemos realizado un estudio de distintos foros para saber cuáles son las más demandadas por los usuarios.

Existen una cantidad desorbitada de opiniones acerca de las siguientes videntes buenas de verdad. María Dolores del Prado, Susana Cobos y el Tarot de Saray. Estas tres videntes son las que más opiniones tienen sobre su videncia y son avaladas por multitud de usuarios, en lo que a su trabajo se refiere. Hay personas que acuden a ellas a diario para saber qué es lo que les puede suceder, y preguntar absolutamente todas sus dudas para poder actuar en consecuencia.

Son las más preparadas y honestas clarividentes, concentradas por su sublime vocación de trabajo y el poder del don de la videncia. Todas han perfeccionado su enfoque, estudiando artes esotéricas y cartománticas con grandes sabios espirituales. Es por esto que podemos decir, que son las videntes buenas de verdad, que puedas encontrar hoy día en el sector.

Son reconocidas no solo por los usuarios que acuden en busca de su ayuda día sí y día también, sino que también han recibido premios de distintas Asociaciones esotéricas que han dado a las mejores videntes del mundo, durante algunos años consecutivos. Son un claro ejemplo de que la videncia existe. María Dolores del Prado, Susana Cobos y el Tarot de Saray son las videntes de referencia en el mundo esotérico gracias a las recomendaciones de todos los usuarios y a los premios que las avalan.

Como hemos podido comprobar, las videntes buenas de verdad existen, y están más preparadas a nivel académico que nunca. Por eso es importante acudir a las personas con el don de la clarividencia tan desarrollado. Pues su gran experiencia hace que cada día puedan ayudar a más personas a ver la luz en los días más oscuros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: